Una emoción tremenda

22 enero, 2013

Ayer celebramos las bodas de oro de mis padres, fue un día precioso, muy emotivo y feliz, el regalo final fue el periodico. Mi marido lo presentó como el recuerdo de sus 50 años y la emoción fue tremenda, no solo para mis padres sino para toda la familia que allí estaba. Todos querían uno.
He estado mis padres esta mañana, todavía están asimilando todo lo de ayer, pero ya lo han visto con detenimiento, y están que no se lo creen, le has gustado muchísimo. Es que a quien no le gusta,? si es algo precioso.
De verdad, que muchas gracias por todo.